yendo los saurios

miércoles, 24 de enero de 2007

Fuerza
Ayer, con la segunda vuelta de llave cerrando la puerta, el amuleto brasileño que me trajo una amiga en noviembre, decidió caerse del llavero. Así sin más se salió y los intentos de volver a colocarlo fueron en vano, a pesar de forzar los eslabones. Es extraño este amuleto negro, sin dudas, irradia una gran fuente de energía que me invadió desde el primer momento en que me fue entregado. No era casualidad ponerlo en el llavero, en noviembre ya empezaba a sentir la urgente necesidad de llaves, llaves místicas y másticas.

Es cierto lo que dicen sobre las energías, hay que poder manejarlas, orientarlas, de nada sirven en demasía si uno no sabe qué hacer con ellas, hacia donde apuntarlas. Llevar este amuleto encima fue como llevar un gran haz de luz en las manos apuntando al infinito, con un simple movimiento acá abajo, y por un lógico efecto angular, el haz de luz se me escapaba estertórico en el horizonte. Tuve que hacer maravillas para dominarlo, para dejar de dar pincelazos de luz a grandes distancias proyectadas. Digamos que una gran fuente de energía en manos un tanto inexpertas es un gran compromiso que sostener.


Contrafuerza

Tal vez como un contraefecto de los sahumerios indúes que compré hace unos días con Juan en un puesto que ya no existe (la mujer nos dijo que eran para "centrar energías", que podía ver mis energías revolucionadas a simple viste, creer o reventar) las cosas comenzaron a cambiar lentamente. Para empezar, ya no me interesa seguir en la locura de las llaves que abren mil puertas, que las cierran de un golpe, que giran a medias, que se quiebran. Mi energía en estas llaves ya cumplió un ciclo. Quizás sea hora de serenar un poco las aguas, basta de torrentes que me cuestan tanto manejar, basta de caudales que me dan la adrenalina del vértigo pero en donde son inevitables los manotazos de ahogada. Es hora de dejarse llevar, de flotar, de fluir...

Decantar
Mi casa nueva aun no es del todo mi casa. Me espera otra reconstrucción simbólica que no es fácil. Por el momento está cada cosa en su lugar de manera alarmante, inerte, espectante para entrar en circulación, en movimiento consonante con mi vida. Mi vieja y nueva vida. La estrategia es no desesperar, que siguiendo esta lógica todo tiene que decantar, acomodarse, sedimentarse para ver qué quedó, qué se fue, para evaluar las pérdidas y las ganancias, para ver los resultados. Necesito un poco más de tierra firme donde pararme, pero felizmente es cuestión de tiempo. Y creo que tengo bastante.

Etiquetas:

5 Comentarios:

  • A la/s 1/25/2007 12:33 a. m., Anonymous juan dijo...

    no te bancaste negra, te fuiste al cyber y pusiste esta huevada, te debes a tu publico que no conoce tu backstage.

     
  • A la/s 1/25/2007 3:57 a. m., Anonymous juan dijo...

    me olvide!
    tu depa es una masa.
    el sab no te olvides el velador.
    nos hicimos ilusiones.
    cariños!

     
  • A la/s 1/25/2007 12:13 p. m., Blogger Sauria dijo...

    Juan, mi sitio es pornostar, mi público conoce bien mis tripas y mi backstage, y tengo muuucho más para mostrar aun.
    Me alegro que te haya gustado el depto, la verdad que es una masa! eso sí, ya no dejaré que nadie entre con las patas sucias a mi home sweet home, después me termina dando cistitis, te das cuenta?

    veladores, luminarias, dejemos el humor negro para cuando se me pase el humor negro :oP

    besos, sábado en funesland

     
  • A la/s 1/25/2007 5:35 p. m., Blogger Vera Finkelstein dijo...

    Evidentemente: Los Saurios están yendo.
    Felicitaciones y suerte en la reubicaión simbólica del espacio, tarda pero es placentero...

     
  • A la/s 1/25/2007 5:47 p. m., Blogger Sauria dijo...

    Vera, amiga, es un honor que usté visite mi casita virtual.
    Un abrazo enorme!

     

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal